Noticia: Guía de compras de tablets para niños: en qué fijarse

Regalar un tablet a un niño, ya sea por su cumpleaños, primera comunión o sin celebración de por medio suele incluir una fase de decisión sobre qué modelo es el más indicado, qué prestaciones debe tener, la mejor plataforma para su seguridad así como mantener un presupuesto ajustado.
En esta guía de compras de tablets para niños comentamos los mejores modelos que podemos comprar en la actualidad y sus características dentro de diferentes gamas de precio y tratando de abarcar la mayor variedad posible.

¿Cuál es mejor, en qué características fijarse?

Aunque cualquier tablet podría servir a un niño, hay una serie de recomendaciones que debemos tener en cuenta al comprar un tablet para niños y que los hará más adecuados para ellos.

Con la configuración adecuada según la edad, cualquier tablet puede servir para un niño. Pero hay modelos que son más interesantes que otros

En primer lugar, hay que tratar de evitar aquellos modelos de tablets que realmente son más juguetes que dispositivos electrónicos. Suelen ser caros, con un sistema operativo limitado y caduco muy fácilmente. Aquí las opciones que debemos valorar casi en exclusiva como sistemas operativos son Android, sus versiones personalizadas como las de Amazon, y iOS. Con ellas y su ecosistema de aplicaciones podremos tener al alcance tanto diferentes aplicaciones como controles parentales en el caso de que queramos hacer uso de ellos.

 Otra recomendación es que busquemos tablets que sean resistentes y no excesivamente caros, especialmente si el tablet no lo vamos a compartir y lo usarán ellos casi en exclusiva. Por el entorno de uso es probable que sufran caídas. Algunos modelos ya vienen preparados con asas, esquinas reforzasas o incluso carcasas integradas de goma o materiales similares.

 En caso de que el tablet que escojamos no cuente con estas protecciones de serie, si el niño/a al que vamos a regalar un tablet es de corta edad, es un accesorio recomendable.

El rendimiento del tablet es cada vez más importante

Aunque habitualmente en un tablet para niños el rendimiento no se ha tenido muy en cuenta por el tipo de uso para el que se estaba pensando, esa idea poco a poco va cambiando ante la llegada de juegos cada vez más completos y el software para crear contenido que ya está disponible. Edición de vídeo, de fotos y juegos muy conocidos y relevantes entre niños que tienen versión completa para tablet, requieren modelos que ya no valen con que sean de entrada y demasiado básicos si pretendemos que se le de ese uso.

Si el uso del tablet no se va a limitar a consumo de contenidos y pretendemos que se cree con él, el tamaño, los accesorios como stylus y la potencia han de ser muy tenidas en cuenta

La elección de un modelo más potente y con más o menos diagonal de pantalla está enlazada con la edad del niño. Los más pequeños no requierirán de especificacines muy punteras, pero con el aumento de su edad y las posibilidades de los tablets, conviene que su ficha técnica sea mejor. Aquí conviene que en cualquiera de los casos se cuente con al menos 16 GB de memoria interna para que el uso de aplicaciones no quede muy limitado.

Más que comprar un modelo de tablet para niños muy asequible y que en poco tiempo quede descartado para tareas más exigentes, conviene equilibrar presupuesto y prestaciones para conseguir una vida útil más larga e ir adaptando aplicaciones y uso a la edad y evolución del niño/a. También a la hora de escoger el tamaño y resolución de pantalla, aunque los modelos de 7 pulgadas son más económicos y manejables, las diagonales de entre 9 y 10 pulgadas son más recomendables, junto con una buena autonomía.

Creatividad, programación y robots: mucho más alla de consumir contenido

Pensar en el tablet como un elemento de consumo de contenido o entretenimiento puro nos lleva a dejar de lado un amplio potencial de este tipo de dispositivos por los que los más jóvenes siente una fuerte atracción.

Además de poder ver contenido bajo demanda o pasar algo de tiempo de ocio, el tablet es hoy en día una herramienta de creación: grabar vídeo/audio y editarlo posteriormente, realizar retoques fotográficos y incluso dibujar si es un sistema con un buen stylus compatible, son actividades que los más pequeños pueden realizar con un tablet.

Si los destinatarios del tablet tienen interés en estos aspectos, conviene que, además de lo dicho anteriormente, los modelos que seleccionemos cuenten con cámaras traseras de calidad, así como soporte para usar stylus.

Las disciplinas STEAM y especialmente la programación y robótica están en claro auge dentro de la edad infantil y juvenil. Tanto los kits de robótica básicos como los avanzados como Arduino o Lego, hace ya un tiempo que han encontrado en el tablet un entorno de interacción ideal.

El tablet es pues un formato donde muchos niños tendrán su primer contacto con un lenguaje de programación visual y por bloques. Tenemos básicos como Scratch Junior, los encargados de programar los robots LEGO pero también otros más ambiciosos como Swift Playgrounds de Apple.

Otro entorno en el que el tablet puede tener mucho recorrido para los niños es el de la lectura. Sabemos que por tecnología de visualización, lo ideal es contar con lector de libro electrónico si queremos que se inicien en la lectura en dispositivos electrónicos, pero no debemos descartar para este propósito al tablet. Dependiendo de la edad y tipo de libro, el tablet resulta un dispositivo muy atractivo por sus posibilidades en contenidos como comics o títulos con numerosas ilustraciones, así como con interactividad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *